Dinero y espiritualidad

Hay una creencia muy limitada que aún circula en algunas comunidades espirituales de que el dinero y la espiritualidad no van juntos. Pero te digo que esto está lejos de la verdad. La abundancia es una gran parte de la espiritualidad.

El dinero es energía

Vivimos en un universo vibratorio. Tomemos una mesa por ejemplo. Si haces un zoom suficiente, es una longitud de onda; es sólo energía en movimiento. Eso es todo lo que es el dinero. Tenemos la capacidad de abrirnos y ser conductos para que esa energía fluya. Al igual que podemos aprender a hacer fluir las energías Reiki o las energías de los ángeles sanadores, podemos aprender a hacer fluir la energía del dinero.

El dinero no es nada. Está impreso, no está respaldado por nada, y se imprime a voluntad. Realmente es una cosa inanimada y nos hemos hecho a la idea de que es una energía almacenada. Trabajamos un día completo y en ese día completo, hacemos un cierto número de dólares. Esa es la energía almacenada y esos dólares están en nuestra cuenta bancaria como energía digital que usamos para pagar las cosas.

Es una forma de energía almacenada y de ninguna manera, o forma es buena o mala. En realidad no significa nada.

Dar y recibir

Esta es la raíz de la desconexión entre el dinero y la espiritualidad. En las tribus nativas americanas, el chamán era el líder espiritual de la tribu y la tribu cuidaba del chamán. Los miembros de la tribu no tenían que pagar al chamán por las enseñanzas espirituales porque la tribu proporcionaba comida y refugio. Podían concentrarse completamente en su espiritualidad.

Así ya no es como nuestro mundo está establecido. Para que los maestros espirituales sean atendidos, debe haber un equilibrio entre el dar y el recibir. Hoy en día, esto viene en forma de ofrecer servicios por dinero en lugar de ofrecer servicios gratuitos (y, por defecto, ser atendido por la tribu). A veces la gente nos dice que no deberíamos cobrar por los servicios espirituales. Debería ser gratis. Entiendo de dónde viene esa creencia, pero en realidad es la clave para equilibrar el dar y el recibir.

Estar en el flujo del dinero es estar en equilibrio con el dar y el recibir

Vemos el dinero como agua que fluye. Cuando el agua fluye, es clara y limpia. Cuando el agua se estanca y se queda sentada, comienza a secarse lentamente y se hace cada vez más pequeña. Puede volverse absolutamente desagradable.

No es sólo el tiempo que hemos creado a través de nuestro negocio. Está el hardware, el software, las cámaras, los micrófonos, los servidores y más. Hay mucho que va en estos videos. A medida que hemos ido creciendo en nuestro camino de la abundancia, hemos ido reinvirtiendo eso para llegar a más gente.

Cuando comenzamos nuestra primera conferencia telefónica gratuita hace ocho o nueve años, no estábamos llegando a nadie. Pudimos llegar a unos pocos, pero fue una mala experiencia para ellos. No fue fácil. Fue a través de la reinversión que pudimos continuar.

Somos conductores de dinero y energía

El objetivo no es tener un cubo que se llene de dinero y luego llevar nuestro pesado cubo para siempre. Se trata de dejar que fluya hacia otras áreas. Con cualquier dinero que tengas, ten en cuenta dónde lo estás gastando.

¿Lo estás haciendo fluir directamente hacia las grandes corporaciones que no tienen en mente el interés más alto de la humanidad? ¿Puedes desviar eso para comprar cosas orgánicas saludables que están creando más positividad en el mundo?

¿A través de quién quieres hacer fluir tu energía? ¿Gran corporación? ¿O un artesano cerca de aquí? Cada dólar que gastamos es un voto a favor o en contra de algo.

Estar en el flujo de la abundancia y la espiritualidad

Alinearse con la abundancia no siempre ha sido fácil para nosotros. Cuando no hemos estado alineados con nuestro estado natural de ser, hemos pasado por increíbles desafíos en torno al dinero. Vivir de cheque en cheque, pedir prestado y volver a vivir con los padres.

Nos convertimos en estudiantes no sólo de espiritualidad y desarrollo personal, sino de abundancia. Uno de los grandes cambios fue reconocer que gastar dinero era una oportunidad para expresar gratitud. Si tienes una pila de billetes delante de ti, no dejes que eso te pese. «¡Oh, Dios mío! Tengo que pagar la factura de la electricidad, tengo que pagar la de internet.»

Vibracionalmente cambia tu energía y mientras pagas la cuenta de electricidad piensa, «¡Wow! Estoy agradecido de tener electricidad. Estoy tan agradecido de tener Internet. Porque tengo internet, puedo ver YouTube, puedo descargar meditaciones y otras cosas positivas.»

Cuando estás comprando un café en lugar de pensar, «Cuatro dólares por un café. ¡Vaya! Eso es tan caro», puedes cambiar a «Estoy agradecido por esta oportunidad de no sólo comprar una taza de café, sino por la persona que va a hacerlo para mí». Este pequeño cambio vibratorio hace una gran diferencia para llevarte al flujo de la abundancia y alinear tu energía positivamente con el dinero.

¿Cómo puedo ayudar a más gente?

Otra cosa que ha hecho una gran diferencia es el cambio de centrarse únicamente en nosotros mismos y en «¿Cómo podemos crear más dinero en nuestra vida?» a «¿Cómo podemos ayudar a más gente? ¿Cómo podemos servir y dar valor al mundo y a la comunidad?» Si puedes hacer este cambio, incluso en pequeñas y sutiles formas, será poderoso para alinearte con el flujo de dinero.

La cantidad de dinero que recibes está en correlación directa con la cantidad de valor que le das al mundo. Si no estás seguro de cómo dar valor, empieza por algo pequeño.

¿Quién sabe lo que puede pasar?

Si te crias en un hogar pobre de clase media donde cueste llegar a final de mes es posible que hayas crecido en la creencia de que los ricos eran unos ladrones, los ricos hacían cosas turbias o le quitaban a otros. Ahora, a través del estudio de la verdadera riqueza y el dinero, sabemos que se trata de dar más, sacar el valor, y luego aprovechar eso. ¿Cómo puedes ayudar a más y más gente?

En estos tiempos, tenemos la suerte de tener Internet, los medios sociales y YouTube. El alcance potencial del mensaje, el valor y la ayuda es bastante magnífico.

Empieza a traer más valor donde estés!

Intente un experimento. Empieza con donde estás, donde trabajas ahora, y conviértete en el empleado más valioso que puedas y mira lo que pasa. Para ser el individuo más productivo y ambicioso en su trabajo, lo que sea que esté haciendo, hágalo con excelencia y aporte todo el valor que pueda. Ahí es donde ocurre la magia.

No se trata necesariamente de hacer más. Eso no importa realmente. Se trata de honrar la energía y darse cuenta de que es simplemente una medida de valor. Puedes tener una relación positiva con ella y verla como una herramienta para traer el bien a tu vida.

El dinero no es malo

El dinero y la espiritualidad pueden ir juntos. El dinero no es malo. Tampoco es bueno. Como hemos dicho, el dinero es simplemente un flujo de energía y al abrirnos a un mayor flujo de abundancia, podemos elegir hacia qué lo dirigimos.

Despejando tus creencias limitantes en torno al dinero

¿Alguna vez te repites a ti mismo lo siguiente?:

  • El dinero no crece en los árboles.
  • El dinero es la raíz de todo el mal.
  • No podemos permitirnos eso.
  • El dinero es difícil de conseguir.

Tómate un tiempo para sintonizar contigo mismo y escribir cualquier asociación negativa con el dinero que puedas tener. Es importante tomar conciencia de ellas para poder sanarlas y liberarlas. Además, la limpieza alrededor de tu flujo de abundancia (y la limpieza emocional en general) va a ser poderosa.

¿Dónde estás atrapado en la negatividad? ¿Dónde te estás aferrando a una vibración más baja? En su plena luz, poder, auténtica verdad y propósito, están naturalmente en el flujo de la abundancia. Estás dando valor, recibiendo, ayudando a la gente, y estás siendo justamente recompensado y compensado.

Esto te permite alinearte con la versión más elevada de ti mismo. Esto sucede a través de la meditación, la expansión y el crecimiento, pero también a través de la limpieza y de una buena y honesta mirada a dónde te estás aferrando a creencias limitantes, a la frustración, a la densidad o al juicio hacia los demás.

Aprende a manejar lo que tienes

Hasta que no le demuestres al universo que puedes manejar lo que tienes, no vas a ser bendecido con más.

Al principio, todo esta basado en el miedo. No sabes cuánto tendras al final del mes. Esa sensación es terrible. Esa vibración, esa sensación de falta… atraía más de eso.

El proceso de sentarse regularmente, comenzar una hoja de cálculo, considerando cuánto entró y cuánto debe salir, es un primer paso muy fácil. Es un sutil cambio de ir de «Oh, espero que haya suficiente en este cheque para pagar el alquiler» a «Vale, lo tenemos».

Después de un tiempo, en tu núcleo más bajo, empezarás a sentirte seguro. A partir de ese momento, puedes construir sobre esa energía y pasar de ser reaccionario a ser proactivo y entusiasmarte por cómo puedes cambiar el mundo.

Si esto resuena en ti, debes saber que tienes apoyo disponible en espíritu para cambiar tu vibración. Cuando te sorprendas a ti mismo sintiendo miedo, ansiedad y preocupación, detente y di «¡Ángeles, ayuda! Ángeles, ayudadme a sentirme seguro».

Conectar con los Ángeles de la Prosperidad y la Abundancia

Afirmaciones para manifestar el dinero

La otra cosa que uso son las afirmaciones.

«Soy un imán para el dinero».

Cuando pagues algo piensa,

«Cada dinero (puedes decir tu moneda, euro, dolar..) que gasto vuelve a mí multiplicado. Soy digno de la abundancia. Estoy en el flujo del dinero. El dinero me ama».

Bruce Lipton, que realizó estudios médicos en Stanford, fundó la eugenesia. Este es el estudio de cómo podemos transformar nuestro ADN a través de nuestros pensamientos. Lipton dice que nuestras mentes subconscientes fueron programadas para cuando teníamos seis años. Si su familia utilizaba regularmente esos conjuntos de creencias limitadas de arriba, eso está programado en su mente subconsciente.

Las afirmaciones son la forma en que se recablea el cerebro. No hay una forma rápida de hacerlo. Es un proceso lento. La meditación, o el aumento de su vibración antes de decir las afirmaciones, ayudará. Haz lo que necesites hacer para aumentar tu vibración antes de firmar esas facturas y dar las gracias a todos. En el memorándum, cuando estés escribiendo tu cheque, si escribes cheques a tu propia compañía, pon un gran agradecimiento y una cara sonriente, pon un poco de amor en eso.

Nuestras mentes, corazones y energía son tan poderosos. Hemos cambiado nuestra relación con el dinero. Hemos pasado de estar increíblemente quebrados a vivir en abundancia. Podemos decirles que es posible hacer el cambio.

Disfruta de lo que tienes

Te recomiendo el libro Millonario De La Puerta De Al Lado de Thomas J. Stanley. Habla de la representación mediática de los estilos de vida de los millonarios y lo lejos que están de la realidad. El vecindario de su zona con las grandes mansiones, dos BMW, un gran barco y más. Según Stanley, esa gente, el 99% de las veces, está sin blanca.

Viven de sueldo en sueldo. Están endeudados. La cinta de correr va cada vez más rápido. Viven entre 20.000 y 30.000 dólares al mes y ganan 19.000 o 29.000 dólares. Al final del año, están acumulando más deudas. Stanley muestra que el millonario promedio en América conduce una camioneta de diez años. Compran en JCPenney.

No viven grandes vidas lujosas. El millonario de la puerta de al lado te ayuda a disfrutar de lo que tienes. No necesitas un montón de cosas. Vivimos un estilo de vida muy minimalista. Todo en la forma en que vivimos nuestra vida ahora es muy consciente y pensamos en las repercusiones a largo plazo de nuestras decisiones.

Otro gran libro para manifestar el dinero es Piense y hágase rico de Napoleon Hill

Busca y disfruta de la abundancia que tienes ahora

Puedes controlar tu estado. Aunque no te sientas muy abundante ahora mismo, ¿qué puedes hacer para sentirte más abundante? En la naturaleza, me siento como la persona más rica del mundo. «¡Tengo todos estos árboles!» Cuando se camina afuera en la noche bajo las estrellas: «Soy rico en luz de estrellas y es asombroso».

La verdadera felicidad no viene de las cosas. No viene de conducir un Mercedes Benz. No viene de llevar relojes elegantes y muchas joyas. Pero esa es la programación que la publicidad nos hace creer porque así es como funciona la máquina. Es una pendiente resbaladiza en un juego difícil.

Lo que traes contigo cuando te vas

Tener dinero en sí mismo no es problemático. Sin embargo, el dinero se proyecta de una manera que promueve el materialismo. Sólo ten en cuenta que hay una gran diferencia entre ser abundante y ser materialista. Hay una diferencia entre perseguir las cosas en lo material frente a manifestar lo suficiente para uno mismo y luego devolver y estar en ese flujo positivo de abundancia.

En última instancia, no traemos posesiones con nosotros cuando dejamos esta tierra, en absoluto.

Reclama tu energía de vuelta

Lo que sí traes contigo es la acumulación de experiencias de vida, el crecimiento del alma y el amor. Esas cosas continúan contigo en tu próxima vida o lo que sea que hagas después de esta vida. Hay muchas opciones, pero es el crecimiento del alma lo que continúa contigo.

Uno de mis libros es «Busting Loose from the Money Game» de Robert Scheinfeld. Se trata de reclamar tu energía de vuelta de las experiencias negativas. Si te sientes impulsado por la factura de la electricidad, él enseña el proceso de darse cuenta de que parte de tu energía está ligada a eso. Puedes reventar ese huevo y reclamar tu energía para estar más en sintonía con tu verdadera autenticidad y tu yo abundante.

Estar libre del juego del dinero, que en última instancia es estar en abundancia con el verdadero estado del universo, es nuestra naturaleza. Somos seres abundantes. No estamos limitados. La falta es una construcción de la tercera y cuarta dimensión. La falta es una construcción de la ilusión.

A medida que ascendemos y nos sintonizamos con nuestra luz y el flujo de dinero y abundancia, somos capaces de operar desde un lugar de abundancia, literalmente flotando por encima de la experiencia de la falta y la densidad y la duda.

El camino de la ascensión

Tenemos que ser buenos en este juego 3D que estamos jugando; esta experiencia humana que estamos teniendo. Todos sabemos que somos seres espirituales teniendo una experiencia humana. A todos los que han encontrado tu canal les gusta el sentimiento espiritual. Si ignoramos por completo el juego del dinero e ignoramos aspectos de nuestra vida en 3D, es decir, el «mundo real», nunca podremos alcanzar la verdadera realización.

Cualquiera que sean tus sentimientos sobre la riqueza, el dinero y la abundancia, está bien. Es un desafío digno. Es un estudio digno. Así que seamos buenos en ello, dominémoslo. El camino de ascensión que estamos recorriendo es el camino del medio. Por un lado, tenemos el materialismo puro, totalmente desconectado del espíritu y de tu yo superior.

Por otro lado, hay una espiritualidad sin fundamento. Meditar durante 27 horas al día en una cueva, no comer comida, y ni siquiera ser capaz de interactuar con otros humanos porque estás tan afuera. Ninguna de esas dos cosas son el camino de la ascensión crística de la maestría.

El camino de ascensión del que seguimos hablando, al que seguimos regresando, es el camino del medio. Es el equilibrio entre vivir en este mundo pero no ser del mundo. Mantener la conexión con el mundo material, pero también elevarse al mundo espiritual. Y en ese camino intermedio, hay una increíble abundancia, una increíble experiencia de vida, una auténtica conexión con otras personas, crecimiento, sincronicidad, amor, y mucho por lo que estar agradecido.

Con amor y gratitud,