Gato montes – Significado espiritual

Después de que ayer por la tarde lloviera aquí, mi marido y yo salimos a dar un largo paseo para apreciar toda el agua. Acabábamos de bajar una pequeña colina, cuando de repente mi atención fue atraída hacia la izquierda. Sentado allí. Completamente de otro mundo.

¡Era un gato montés!

Mis pelos se pusieron inmediatamente de punta. No porque tuviera miedo. Honestamente, estaba tan emocionada. Nunca he visto un gato en la naturaleza, y este. ¡Fue definitivamente salvaje!

Completamente consciente y perfectamente equilibrado en su relación con la tierra. Los gatos monteses se mueven por la naturaleza con una gracia silenciosa, agilidad y adaptabilidad. Su sabiduría terrenal, contiene una poderosa medicina espiritual animal que podemos incorporar a nuestras vidas también.

Significado de ver a un gato montés

El significado de ver un gato montés tiene que ver con la necesidad de ser paciente y consciente. Pero también equilibrar esa conciencia con ser juguetón y disfrutar de las muchas bendiciones que vienen de estar vivo en la tierra.

Mientras que es tan importante establecer intenciones, crear un plan de acción, y empezar a dar pasos hacia nuestros objetivos.La paciencia es también tan importante.

Y tan importante como establecer metas, es la habilidad de permanecer abierto, adaptable y dispuesto a cambiar y ajustarse según sea necesario.

Empieza a dar pasos en la dirección de tu objetivo. Y luego estar dispuesto a dejar que el Universo te guíe.

La sabiduría del gato montés también habla de los aspectos ocultos y silenciosos de nosotros mismos. Los secretos internos, las pasiones y los deseos que nos hemos guardado para nosotros mismos.

Es hora de desbloquearlos, de abrir los dones y habilidades superiores para que podamos usarlos de forma positiva y creativa. Sólo entonces podremos liberar todo nuestro potencial.

Lo que definitivamente vale la pena cualquier esfuerzo que se requiera.

Los animales espirituales no sólo aparecen en persona. También pueden aparecer en sueños o meditaciones.